Aragón TV conmemora el Día Internacional del Holocausto estrenando el documental “La encrucijada de Ángel Sanz Briz”

116

Aragón TV conmemora este miércoles, día 27, el Día Internacional en Memoria de las Víctimas del Holocausto con una noche temática en la que estrenará el laureado documental ‘La encrucijada de Ángel Sanz Briz’ (21:30 horas), dirigido por Alejandro González y coproducido por Aragón TV. Este trabajo, rodado en España, Hungría e Israel, muestra el perfil humano del diplomático aragonés y explica la estrategia que siguió para salvar del exterminio nazi a más de 5.500 judíos húngaros.

Cartel La encrucijada

Ángel Sanz Briz, encargado de negocios de España en Hungría durante la ocupación nazi del país, horrorizado ante los asesinatos en masa que estaba sufriendo la comunidad judía tomó la decisión personal de ayudar, mediante las herramientas de la diplomacia, jugándose su carrera y su vida. “La encrucijada de Ángel Sanz Briz”, ha tenido una respuesta del público abrumadora, prorrogándose tres semanas en cartelera. Se ha exhibido en varios festivales, y ha obtenido el “Premio Valores Humanos José Couso – Julio Anguita Parrado” 2015.

Tras este documental se emitirá la película El pianista (22:40 horas), dirigida por Roman Polanski en 2002 y protagonizada por Adrien Brody, ganadora de numerosos premios entre ellos la Palma de oro del Festival de Cannes, tres Óscar, siete César o dos Bafta.

Finalizará esta noche temática a la 1:10 de la madrugada con la redifusión del documental ‘Adiós a la vida’, en el que se recogen los testimonios de algunos de los últimos supervivientes aragoneses del campo de exterminio nazi de Mauthausen. Este documental, dirigido por Roberto Roldán y Ramón J. Campo, viaja al campo de concentración nazi de Mauthausen (Austria), donde murieron 4.761 españoles de los 7.347 que entraron. Allí, “Adiós a la vida” descubre con Judith Miralles Egea, una zaragozana de 15 años, el lugar donde murió gaseado su bisabuelo, José Egea, en el castillo de Hartheim, donde se aplicó el programa de eutanasia del Tercer Reich. En ese lugar murieron 41 aragoneses, de los 841 fallecidos en dicho campo de exterminio.

“Adiós a la vida” localizó en Francia, Venezuela y Villamayor (Zaragoza) a una decena de presos octogenarios aragoneses de Mauthausen. Algunos de ellos, como Miguel Aznar, Elías González y Domingo Félez, no habían hablado nunca del terror nazi ante una cámara. Además, el reportaje desvela que el preso Manuel Rifaterra, natural de Alcorisa (Teruel), se encargó de dirigir la construcción del mismo campo donde murieron miles de españoles, aunque su puesto como jefe de obra sirvió a muchos amigos suyos para sobrevivir.