La Universidad de Zaragoza podría implantar en 2015 el nuevo máster en Consultoría de Información y Comunicación Digital

77

La Junta de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Zaragoza ha dado luz verde este jueves a un nuevo máster oficial que dará continuidad académica a los grados de Periodismo y de Documentación e Información. El proyecto será enviado ahora al Rectorado y a la agencia de evaluación ANECA para su ratificación definitiva. La nueva oferta educativa, especializada en Consultoría de Información y Comunicación Digital, podría ser una realidad el próximo curso 2015-16.

RAÚL GASCÓN/SANTIAGO MARTÍN

Foto Unizar
Aula de Periodismo de la Universidad de Zaragoza.

El duro trabajo realizado durante tres meses por profesores de las áreas de Biblioteconomía y Documentación, Comunicación Audiovisual y Periodismo de la Universidad de Zaragoza ha superado este jueves, 18 de diciembre, su primer hito administrativo. La propuesta de Memoria de Verificación del nuevo Máster en Consultoría de Información y Comunicación Digital, de 101 páginas, ha sido aprobada por la Junta de la Facultad de Filosoía y Letras de la Universidad de Zaragoza. A continuación, pasará a la Oficina Técnica de Planes de Estudio, para ser posteriormente aprobada por el Consejo de Gobierno de la Universidad pública, lo que podría ocurrir a finales del mes de marzo o principios de abril. El último paso será la acreditación del nuevo título por la agencia de evaluación ANECA, que debe dar el OK definitivo.

El objetivo es que este máster oficial esté implantado a comienzos del próximo curso 2015-16. De momento, para llegar a este punto, han sido necesarios tres duros meses de negociaciones, reuniones y tareas muy organizados. “Hemos avanzado dentro de la comisión manteniendo un ritmo de trabajo altísimo, manteniendo reuniones desde finales del mes de septiembre”, comenta Carmen Agustín, doctora en Filosofía y Letras, directora del departamento de Ciencias de la Documentación y miembro de la comisión que realizó la memoria. Los profesores son optimistas sobre el cumplimiento de los plazos previstos, aunque conscientes de que es un proceso lento. “Soy optimista, pero mi optimismo no está basado en pruebas burocráticas”, ironiza Juan Pablo Artero, doctor en Comunicación y profesor secretario de la comisión encargada de la redacción de la Memoria. “De igual modo que la comisión de evaluación de la memoria ha hecho un gran trabajo en solo tres meses, el resto de instancias emplearían los otros nueve meses para poner el sello de aprobado”, pide Artero.

Este máster tiene como objetivo proporcionar una formación especializada de alto nivel en un entorno de información digital dedicado fundamentalmente a la asesoría y dirección e implantación de proyectos de gestión de información. “Un máster tiene que dedicarse a especializar los conocimientos y capacidades de cualquier estudiante y otorgar un plus a lo que el estudiante ya trae”, comenta Juan Pablo Artero. Para ello, cuenta con un primer cuatrimestre de asignaturas comunes de todo consultor de información, como métodos de análisis y gestión de contenidos. En el segundo cuatrimestre, las asignaturas se dividen en dos especialidades: servicios de información, por un lado, y comunicación corporativa, por otro.

El proyecto ha tenido un largo recorrido. En 2012, las áreas de Biblioteconomía y Documentación, Periodismo y Comunicación Audiovisual ya presentaron una propuesta de máster que no pasó el primer trámite administrativo. Aquel plan recogía las propuestas de las tres áreas de conocimiento de forma yuxtapuesta, carentes de la necesaria interconexión que se plantea ahora. “La idea actual surge después de un fracaso, que nos mostró la necesidad de sumar de una forma integrada los aportes de las tres áreas fundamentales”, comenta Carmen Agustín.

Este máster abre una puerta a los estudiantes a continuar su formación sin salir de Aragón, ya que la Universidad de Zaragoza no ofrece en este momento ningún estudio de 2º ciclo para estas áreas. Además, una de sus características es que es semi-presencial, para facilitar el acceso a aquellos estudiantes que estén cursando otro grado o, incluso, para profesionales. “Se pretende compatibilizar el desarrollo de otra actividad con el seguimiento de las asignaturas que están recogidas dentro del plan de estudios”, afirma Carmen Agustín. “Tal y como están las cosas, hacer un master no es algo imprescindible, pero sí muy conveniente”, destaca Juan Pablo Artero.

Sin duda, será un paso adelante para los recién graduados que intentan entrar en el mercado laboral de la información y la comunicación. Un futuro que está basado en la especialización temática y en el desarrollo de competencias diferenciadas.