Prensa Ibérica aprueba un ERTE en ‘El Periódico de Aragón’ y otros diarios del grupo

233

El Grupo Prensa Ibérica ha aprobado los primeros ERTE en varias de sus empresas, entre las que se encuentra la editora de ‘El Periódico de Aragón’. La reducción de la jornada y la parte proporcional del salario será del 50% durante tres meses y se crea una comisión de seguimiento, para controlar que las personas afectadas por el expediente no realicen horas extraordinarias y, en algún caso en que lo hagan, que las cobren. 

Javier Moll, presidente de Prensa Ibérica, en el discurso de presentación ante la redacción de 'El Periódico de Aragón'
Javier Moll, presidente de Prensa Ibérica, en el discurso de presentación ante la redacción de ‘El Periódico de Aragón’

En ‘El Periódico de Catalunya’ la empresa planteó una reducción del 63% (el 50% más el 13% que ya les aplican). En la última reunión, celebrada el 3 de abril, el comité de empresa ofreció una propuesta que considera “más que generosa” para hacer posible un acuerdo: reducir el 28% y mantener hasta el 31 de diciembre de este año el ERTE del 13% que soportan desde hace varios años.

Los representantes de la empresa no han aceptado esa propuesta, se niegan a acordar una reducción total inferior al 50% y no han presentado una alternativa. El comité de empresa ha lamentado la actitud de la compañía, “que plantea un ERTE salvaje del 50% y utiliza una crisis como la actual para hacer un recorte salarial que ya perseguía desde hace tiempo”.

En los periódicos Diari de Girona, El Periódico de Aragón, Levante, Mediterráneo/El Mercantil Valenciano, La Opinión de Murcia y Diario de Córdoba han firmado sendos ERTE. En todos ellos la reducción de la jornada y la parte proporcional del salario será del 50% durante tres meses y se crean comisiones de seguimiento, para controlar que las personas afectadas por el expediente no realicen horas extraordinarias y, en algún caso en que lo hagan, que las cobren.

Los representantes de los trabajadores consideran que las medidas que han tenido que acordar, debido a la actitud inflexible de la empresa -que en algunos casos ha llegado a amenazar con despidos mediante expedientes de regulación de empleo-, repercutirán negativamente en la calidad de los diarios.

Prensa Ibérica compró el Grupo Zeta en la primavera de 2019, tras conseguir una quita de 70 millones de euros de la deuda de 100 millones que tenía ese grupo con varias entidades bancarias. Se convirtió así en uno de los más importantes grupos de comunicación, que cuenta con una veintena de diarios generalistas y tres deportivos en papel, las webs correspondientes, dos semanarios, una docena de revistas, dos televisiones y una radio autonómicas, además de casi una treintena de licencias de TDT locales.

Desde entonces, el grupo que preside Javier Moll ha cerrado cabeceras como el diario ‘La Opinión de Tenerife’ y varias revistas, y ha llevado a cabo despidos en distintas empresas del grupo.