La Unió de Periodistes Valencians y Amnistía Internacional dan voz a las víctimas de persecución

50

El grupo local de la ONG acoge temporalmente a Cruz Elisa Bitrago que ha tenido que huir de Antioquía (Colombia) tras ser, durante quince años, líder comunal. Amnistía Internacional y la Unió de Periodistes Valencians han decidido unir sus fuerzas para dar voz y apoyo a personas que han sido víctimas de persecución en su país. Personas que han visto peligrar su vida y la de los suyos y que han visto morir a amigos y familiares porque se resistieron a pasar por alto ilegalidades. Se trata de ciudadanos que no quisieron someterse a un poder que avasalla y que cuando se ve amenazado responde con las armas.

El grupo local de Valencia de la ONG acoge temporalmente a Cruz Elisa Buitrago, que durante quince años ha sido líder comunitaria en Antioquia (Colombia). Cruz Elisa ha visto ejecuciones, tráfico de armas… y nunca quiso callar. Otros líderes comunales murieron por ello y Cruz Elisa tuvo que huir después de haber sido señalada públicamente como colaboradora de la guerrilla

En la actualidad, no quiere que su historia pase desapercibida y no quiere dejar pasar la oportunidad de agradecer Amnistía Internacional su trabajo en defensa de los derechos humanos en América Latina .

Amnistía Internacional y la Unió de Periodistes Valencians han acordado unir sus fuerzas para dar voz a las personas que, como Cruz Elisa y su familia, han tenido que abandonarlo todo sólo por no callar y denunciar las injusticias, las persecuciones, los abusos de poder y tantas otras agresiones a los derechos humanos que de ninguna manera pueden quedar impunes.

Más información.