José Luis Pano: “Con el periodismo comarcal podemos contribuir a que nuestro entorno más cercano progrese”

182

El director de Ronda Somontano, José Luis Pano (Barbastro, 1975), aboga por recuperar la credibilidad en el periodismo, así como por observar las oportunidades que ofrece Internet y el ámbito local.  En la actualidad, la revista digital y empresa de comunicación del periodista barbastrense se encargará de cubrir el Congreso de Periodismo Digital de Huesca para el que se ha habilitado una página web especial. Desde su experiencia como corresponsal, apunta que tal vez no se cambie el mundo en la sección local pero sí que se ayuda a mejorar el entorno.

Enhorabuena, Ronda Somontano será la empresa de comunicación del Congreso de Periodismo Digital de Huesca. ¿Cómo se están preparando?

Gracias. Hemos creado un buen equipo de trabajo para trabajar en varias áreas: el contacto con los medios de comunicación, la elaboración de notas de prensa, la atención personalizada a cada medio, el seguimiento al segundo en las redes sociales –fundamental en este Congreso- y la cobertura del propio evento con los resúmenes de las ponencias y material en video, audio y fotografías para los medios o para cualquier interesado en el tema. Para ello hemos creado una atractiva página web congresoperiodismo.rondasomontano.com donde verteremos todos los contenidos al instante y que constituirán las ‘actas digitales’ del Congreso.

 

Tiene la experiencia del I congreso Ebook de Barbastro. ¿Qué supone cubrir este tipo de eventos para una empresa de comunicación comarcal?

Mucha responsabilidad y mucho agradecimiento hacia la Asociación de Periodistas de Aragón por confiar en nosotros. En quince años de trayectoria del Congreso somos la primera empresa del Alto Aragón que se encarga de la comunicación. Que Ronda Somontano esté ligada a este congreso es todo un escaparate mediático y un gran reto que esperamos superar ofreciendo la mejor información que podamos aportar. El Congreso tiene muchas posibilidades informativas.

Hay que agradecer también el trabajo de Fernando García, director de ambos congresos. Es un visionario y ha puesto a la provincia de Huesca en primera fila de la información digital en España. Desde provincias se pueden hacer grandes cosas.

jlpano-lauracereza

José Luis Pano dirige Ronda Somontano./Laura Cereza

Después de asistir a estos eventos, tendrá alguna opinión respecto al uso de las redes sociales en periodismo.

Las redes sociales se han convertido en un medio de comunicación más. En unos años ha irrumpido con fuerza la figura de los ‘Community Manager’, hasta se ha convertido en una profesión. Para los periodistas se nos ha abierto un nuevo medio de comunicación donde explorar nichos de trabajo y oportunidades de negocio.

Internet supuso una gran revolución, luego llegaron las web 2.0 y ahora las redes sociales han dado una vuelta más de tuerca a la comunicación y a las relaciones sociales. Cuando yo estudiaba se decía que lo que no aparecía en los medios no existía, ahora podemos decir que lo que no aparece en facebook u otras redes sociales prácticamente no existe.

 

Ronda Somontano cumple ocho años la nueva sección de Contraportada. ¿En qué situación se encuentra  y en qué claves se fundamenta?

La clave es fácil: mucho trabajo diario, actualizar la revista digital constantemente. Hemos conseguido una comunidad fiel de cerca de 3.000 lectores diarios que para un medio de ámbito comarcal no está nada mal. También nos siguen altoaragoneses que residen fuera de esta tierra. Somos la ventana del Somontano al mundo. Con un trabajo constante hemos creado una comunidad de lectores, de colaboradores, de anunciantes que forman parte de la familia de Ronda. No nacimos con un proyecto ambicioso, sino que queríamos crear un espacio donde la gente pueda expresar sus inquietudes e ideas, y promocionar nuestro territorio. Así nuestro medio es participativo a todo aquel que tenga alguna inquietud. Abrir de esta manera el medio a la gente y dar oportunidad a pequeños colectivos o poblaciones que raramente tienen eco en los grandes medios tradicionales, creo que ha sido clave en nuestro devenir. Otra clave es que como producto de Internet tenemos que estar constantemente renovándonos y así hemos incluido nuevas secciones como la Contraportada que citas, y otras que vendrán. Además tenemos una voluntad de ser un agente cultural en nuestro territorio y a lo largo de estos años hemos organizado eventos culturales que seguiremos realizando para dar un servicio a nuestra comunidad, además de ofrecer información cercana.

 

De Barbastro a la Universidad del País Vasco, pasando por varios medios, y finalmente director de Ronda Somontano, ¿de niño ya veía este nicho laboral en la comarca o fue una idea concebida con la experiencia de corresponsal?

Siempre digo que mi ídolo es la rana Gustavo, el reportero más dicharachero de Barrio Sésamo. Desde que lo ví ya quería ser periodista y acercarme a la gente a contar sus historias. También sueñas con ser corresponsal de guerra pero la vida profesional te va mostrando el camino. Hace casi 15 años entré a trabajar para Heraldo y al poco tiempo me ofrecieron ser corresponsal del Cinca Medio y Somontano y luego nació Ronda Somontano en 2007. Aquí he encontrado un hueco profesional y vital y pienso que es muy gratificante contar la vida de tu territorio y contribuir a mejorarla. Ver que la gente te sigue, y que tu trabajo importa es una grata sensación para un periodista local.

 

Uno de los debates del congreso tratará sobre los nuevos proyectos, tal vez se sienta identificado. ¿Cómo se gestó su revista y por qué en versión digital?

Ronda Somontano es hija del Congreso de Periodismo Digital de Huesca. Asistí a su primera edición en el Matadero como becario de la APA y desde entonces he procurado acudir a todas sus ediciones. Entonces ya me enganchó este mundo. Al poco tiempo contaron conmigo para dirigir Franja Digital uno de los primeros medios on line de la provincia, si no el primero. La experiencia me gustó y entonces se fraguó la idea de crear Ronda Somontano cuando en el Somontano no había ningún medio digital. Queríamos contar historias cercanas, dar voz a los pueblos y asociaciones, promocionar nuestro territorio. El mercado mediático en esta comarca está muy saturado y en cambio la vía digital estaba sin explorar. La iniciamos y ya llevamos ocho años por la misma, aprendiendo cada día.

 

RondaSomontano

 

Logotipo de la revista digital.

Hay una situación de incertidumbre en la profesión. A los que optan por emprender, ¿qué consejos les daría?

Como ya he dicho antes, las redes sociales se han convertido en un medio de comunicación más. Creo que ahí los periodistas tenemos una oportunidad de trabajo. Pero eso nos exige seguir formándonos, estar a la última. Tenemos algo que otros no tienen y es saber comunicar, pero hace falta crear los medios adecuados. Internet nos abre un abanico de oportunidades como se podrá ver en este congreso. Y luego no desdeñar el ámbito microlocal. La información comarcal tiene un importante hueco y hay empresas de comunicación en las tres provincias aragonesas que lo han sabido ver y aprovechar.

 

Como corresponsal comarcal, ¿qué valor aporta este profesional a la información?

Intentamos ser la voz de nuestro territorio, que lo que ocurre en nuestras comarcas llegue a Huesca, Aragón y si puede ser a España. Somos los cronistas locales. En ese aspecto, el periodista comarcal debe saber discriminar y a veces tomar distancia, no implicarse emocionalmente con los temas o los protagonistas, que es difícil, siempre para aportar la mejor información posible y ser altavoz de las reivindicaciones o de los atractivos de su comarca. Y sobre todo tener en cuenta una labor de servicio, que la información que das sea útil. La última gran alegría me la llevé hace poco cuando acudí a cubrir la llegada de la corriente de 220 a dos casas de Hoz en el Somontano, que habían vivido con luz a 125 voltios. Hace años hice un reportaje para Heraldo y una de las propietarias de esas dos casas me dijo que ese artículo había servido para desatascar el problema y acelerar la solución. Quizás no podamos cambiar el mundo, pero sí contribuir a que nuestro entorno más cercano progrese. Ese es para mí el valor del corresponsal comarcal.

 

¿Qué oportunidades ofrece trabajar en una comarca? Ha escrito también dos libros sobre personajes locales.

Estar pegado al territorio te aporta ventajas e inconvenientes. Por un lado conoces mejor los temas, las fuentes, los personajes pero también estás sujeto a muchos condicionantes y presiones.

Las comarcas están plagadas de grandes héroes populares y anónimos que gracias al trabajo de periodista he podido conocer como el cantador Joaquín Campodarve o el retratista de Fonz Santiago Fumaz. Me gusta acercarme a esta gente, aprender de ellos y darles el valor que creo se merecen. No sólo los políticos deben de ocupar los medios.

 

Pregunta obligada para los entrevistados, ¿en qué situación ve el periodismo? ¿Y el futuro?

El periodismo está atravesando una fuerte crisis, pero como una vez oí a un gran periodista, esta profesión siempre ha estado en crisis. Me preocupa mucho la precariedad laboral, que lleva a una sensanción de frustración del periodista y eso se nota en su trabajo. Somos el colectivo que más trabajadores ha perdido el último año y el peor valorado junto a los jueces. Que un periodista esté peor considerado que un político o un banquero, sobre todo que este último, es muy preocupante. Debemos recuperar la credibilidad, y las empresas comunicativas deben de tener claro que si quieren un periodismo de calidad hay que tener a la gente en unas condiciones acordes a su nivel de formación y trabajo