Manual sobre violencia machista

La Asociación y el Colegio de Periodistas de Aragón adquirimos el compromiso de luchar contra la violencia machista, una de las más crueles manifestaciones de discriminación. Las agresiones a las mujeres, en todas sus manifestaciones, se han convertido en un problema social que nos atañe a todos. Desde el Periodismo, debemos avanzar informando de la violencia de género desde una perspectiva educativa, no sexista ni sensacionalista y profundizando en sus raíces frente a los clichés.

Desde hace varios años trabajamos para conseguir ese objetivo, que se ha materializado en la firma de un protocolo suscrito por todos los medios aragoneses, en el marco de las jornadas ‘Información y violencia machista’ organizadas en 2016 y 2017, en colaboración con el Ayuntamiento de Zaragoza. En su primera edición, participaron representantes de la profesión, de la judicatura, de las asociaciones de víctimas y de otros colectivos que intervienen en el proceso informativo relativo a la violencia de género (portavoces policiales, abogados, trabajadores sociales….). En la segunda, se incluyó un taller para profesionales y estudiantes sobre cómo comunicar mejor este tema y con una sesión abierta al público.

PROTOCOLO ‘Medios de Comunicación aragoneses contra el maltrato’

La sociedad, afortunadamente, es cada vez más sensible ante lo inaceptable de esta forma de dominación sexista gracias a la contribución de los medios de comunicación. Sin embargo, los datos de agresiones y asesinatos de los últimos años indican que aún queda mucho camino por recorrer.

Los medios de comunicación desempeñan un papel fundamental como creadores de opinión pública, en la difusión de una cultura de igualdad y en la modificación del sistema de creencias sexistas. En este sentido, una información comprometida con la eliminación de la violencia machista no debería suponer únicamente el informar sobre casos aislados de asesinato, sino también dar cuenta del estado en que se encuentra el derecho a la igualdad de las mujeres y contribuir de una manera efectiva a la formación de opiniones éticas y de una conciencia crítica colectiva que desmonte todo tipo de justificaciones de la violencia machista.

Desde esta perspectiva y con el objetivo de tratar la información sobre la violencia machista con la sensibilidad que este tema requiere y de eliminar aquellos elementos de distorsión que puedan apartar la atención de la opinión pública de la raíz del problema, los medios de comunicación aragoneses se adhirieron al protocolo,partiendo de su compromiso con los valores y principios democráticos.

El documento incluye diez reglas en el tratamiento de las noticias sobre violencia machista, que contemplan tanto el contenido, como forma y lenguaje; con preceptos como ‘evitar el efecto de normalización de la violencia’, ‘tratar la violencia machista como un atentado contra los Derechos Humanos’ o ‘respetar la dignidad de la víctima y no criminalizarla’. Además, en los casos más graves, de asesinato, los medios se comprometen a difundir una imagen común de condena (cuña para emisoras de radio) y difundir ampliamente las acciones de repulsa ciudadana.

En su presentación, el manual hace referencia a la importancia de los medios de comunicación, como creadores de opinión pública, “en la difusión de una cultura de igualdad y en la modificación del sistema de creencias sexistas”. Además, incide en afirmar que “una información comprometida con la eliminación de la violencia machista debe contribuir de una manera efectiva a la formación de opiniones éticas y de una conciencia crítica colectiva que desmonte todo tipo de justificaciones”.

Medios adheridos al protocolo