Sánchez Quero: “Debemos enfocar el reto de la despoblación en positivo”

822

El presidente de la Diputación de Zaragoza, Juan Antonio Sánchez Quero, reivindica que el reto de la despoblación hay que enfocarlo “en positivo, dando a conocer las cosas que se han hecho y se siguen haciendo bien, y buscando nuevas oportunidades y fórmulas de éxito”.

Sánchez Quero realizó estas declaraciones en el encuentro ‘La España vaciada’, organizado por la Cadena SER con la colaboración de la Diputación de Zaragoza, que tuvo lugar el 30 de abril en el monasterio de Veruela. En su intervención inaugural, el presidente de la DPZ reclamó que este tipo de iniciativas de reflexión y debate vayan acompañadas de la puesta en marcha de medidas efectivas contra este grave problema de la despoblación.

Sánchez Quero subrayó que la realidad que vive el medio rural “no responde a un abandono por parte de las administraciones, sino a un cambio de modelo y de ciclo” provocado por la industrialización y el desarrollismo de los años 60. “La despoblación es un proceso muy complejo con múltiples causas interrelacionadas entre sí, por lo que no hay soluciones mágicas para combatirla. Sin embargo, no debe servirnos de excusa para no aplicar un listado de políticas que sin duda contribuirían a mejorar las condiciones de vida y los servicios de nuestros pueblos”, reclamó.

Sánchez Quero también defendió “huir del catastrofismo” de algunos discursos sobre la España vaciada “que quieren arrimar el ascua a su sardina con intereses concretos“. “Es un problema muy complejo y difícil de revertir, y está bien recordar la gravedad del problema, pero debemos dejar de poner el acento en las cifras sobre las pérdidas de habitantes e invertir toda esa energía en plantear el reto en positivo”, destacó.

 Actores contra la despoblación

El presidente hizo una mención especial a todas aquellas personas y entidades que llevan décadas trabajando para frenar la sangría demográfica del medio rural. “Parece que hasta ahora no se ha hecho nada, y eso tampoco es cierto. Hablo por supuesto de los ayuntamientos y las diputaciones provinciales, y de todas las inversiones que se han llevado a cabo para mejorar los servicios y los equipamientos de nuestros pueblos, pero también del Gobierno central, del Gobierno de Aragón y de los fondos europeos”, recordó.

“En este sentido, quiero reivindicar una idea que me parece fundamental, y es que a la hora de plantear medidas contra la despoblación no podemos seguir pensando solo en infraestructuras y servicios. También tenemos que pensar en cubrir otras necesidades como el ocio, la cultura, la conciliación laboral y familiar o simplemente el sentirse acogido cuando se llega a un pueblo nuevo”, destacó Sánchez Quero.

Ante todos esos retos, y para buscar medidas efectivas para paliar la despoblación, el presidente subrayó la importancia de “la creatividad, la innovación y el talento”, poniendo como ejemplo la Cátedra DPZ sobre Despoblación y Creatividad, pionera en España e impulsora de proyectos como el exitoso ‘Erasmus rural’. También hizo mención al proyecto europeo MOMAr que lidera la Diputación de Zaragoza y que busca repensar la gestión del patrimonio rural dándole nuevos enfoques que vayan más allá del turismo.